lunes, 10 de septiembre de 2018

El leñador que no dejaba de talar . CUENTOS PARA CEOs

¿Tienes tanto trabajo que solo puedes trabajar? ¿Cuando te asignan una tarea te pones a ella de inmediato porque por tu experiencia siempre tienes claro cómo hay que hacer las cosas y no paras hasta acabar? Y sobre todo... ¿Trabajar muchas horas te convierte en mejor trabajador? Si alguna respuesta ha sido sí, te vendrá bien el cuento del leñador. Pero antes, otra pregunta: ¿Qué tipo de leñadores prefieres en tu equipo, los que debes decirles incluso qué troncos cortar además de cómo y cuándo hacerlo o los que les encargas talar árboles y ellos planifican cuáles, cómo y cuándo?